sábado, 14 de abril de 2007

La gran Anta de Zambujeira





Los hombres del neolítico acometieron dos grandes trabajos , uno tiene que ver con mover grandes bloques de granito; otro tiene que ver con grabar en el granito. Provocar en él hoyos o marcas permanentes. Algunos conceptos elementales de las matemáticas, como los números o los conjuntos,igualan el pensamiento primitivo al del ñiño actual. Yo creo que estas revoluciones y estos trabajos hay que verlas también situándonos en la psicología del niño. Un niño con las piedras , si son grandes, se sorprende con los hombres fuertes capaz de moverlas. El niño también, rasca con un palo, golpea con piedras,raya; pero nunca consigue hacer un hoyo o señal suficiente en el granito. Los hace en la arena o en el barro, pero no en la roca. Es un gran reto efectuarlo y el hombre resolvió tal cuestión en muchos sitios distintos y muy temprano.Hay "coviñas", cazoletas,pequeños cóncavos, en el Paleolítico.
Mi sorpresa, cuando llegué a la gran Anta de Zambujeiro también tuvo que ver con su roca con coviñas, al lado del monumento.Una roca sin sugerencias figurativas y un grupo de coviñas que podríamos llamar standard, la que mas abunda, la mas elemental y lógica. Una vez dispuestos a provocar una marca u hoyo permanente en la roca , se impone un tamaño suficiente pero no mas allá. La coviña se ha convertido en símbolo, ya no es solo un prodigio, una demostración de fuerza ante la roca.
La coviña es la huella del hombre en la roca, como lo es el menhir en el paisaje. En el mundo occidental hay dos grandes categorías de pensamientos,a los no creyentes no les interesa lo sagrado, y a los creyentes casi les ofende la posibilidad de dar a la religiosidad prehistórica un trato de respeto. Yo no se si se hicieron antes las coviñas o la gran anta de Zambujeira; o si son simultáneas. Tal vez la cuestión no sea tan importante. Si las coviñas son posteriores, constituyen el lugar sagrado al pié del enterramiento. Si es al revés, el caracter sagrado del lugar se acrecienta, es por este valor que se construye allí la gran anta.

No hay comentarios: